Sicilia. La mediterránea italiana

La isla de Sicilia tiene naturaleza, pero sobre todo importantes restos de antiguas civilizaciones. El itinerario empieza visitando el Monte Etna que con sus erupciones se han entendido como el enfado materializado de dos titanes castigados por Zeus a permanecer debajo de dos grandes rocas para siempre.  Taormina que se encuentra en lo alto de una colina frente al mar. Su teatro griego cuyas impactantes vistas sobre el Etna dejan boquiabierto a más de uno. Pasea por la artería principal, el corso Umberto I, se podrá disfrutar de las tiendas o tomar un café en unos de sus establecimientos.
En Messina, se prodrán observar los restos que hna dejado las diferentes culturas al pasar por ellas -árabes, armenios y judíos, entre otros-; en la volcánica Catania comprobarás el estado en el que se encuentra el teatro romano y en Siracusa, descubirás la leyenda acerca de las impactantes canteras -conocidas como Orejas de Dionisio-.
En la capìtal Palermo, que guardo recuerdos de sus épocas de esplendor, a los restos de la villa griega y medieval de Agrigento y a la costera Cefalú, que conserva sus estrechas calles.

Organismo oficial italiano para el Turismo
Guia
- Anaya Touring presenta un 3 en 1 que incluye: guía, direcciones prácticas y mapa. Uno de los apartados interesantes es Diez lugares inolvidables.

Entradas populares de este blog

Italia

Rusia

DINAMARCA