Rusia

CUATRO DÍAS EN MOSCÚ
La capital rusa, tras haber soportado guerras, revoluciones y drásticos cambios sociales, es hoy un lugar donde el pasado y el presente se conjugan con encanto y magia.
Moscú con unos 10 millones de habitantes, puede resultar abrumador a simple vista, pero los siguientes itinerarios contribuyen a ubicarse en cualquier punto de la ciudad.
Te propongo un itinerario por barrios:
Barrio Arbat
Plaza Arbat
El nombre Arbat deriva de una voz mongola que significa “arrabal”, y se aplicó por primera vez en el siglo XV a toda la zona situada al oeste del Kremlin, habitada por artesanos y secretarios privados del zar. En el viejo Arbat, cuya calle principal es peatonal, se ven iglesias históricas, casas de madera y mansiones de comienzos del siglo XIX en torno a Pereúlok Sivtsev Vrazhek. En contraste, a pocos pasos, queda el Nuevo Arbat, con sus quioscos, cafés y enormes edificios de pisos y comercios de la etapa soviética.
La casa-museo Beli es donde pasó su infancia el escritor simbolista Adréi Beli. En el museo solo se conservan dos habitaciones; una contiene una exposición fotográfica sobre la vida y obra del escritor.  
La Casa Mélnikov fabricada con ladrillo cubierto de estuco blanco, la casa consta de dos cilindros entrelazados recorridos por hileras de ventana hexagonales. Mélnikov construyó esta casa para su familia, y además debía servir de modelo a urbanizaciones futuras.
El encanto de este barrio radica en esta recoleta calleja Spasopeskovskiy Pereulok como un bucólico refugio en medio de la ciudad. Aquí se encuentra la Iglesia del Salvador en la Arena del siglo XVIII, que da nombre a la calle y domina aún la plaza.
La Casa-Museo Scriabin es el piso donde murió a los 43 años el pianista y compositor Alexandr Scriabin que se conserva como cuando él lo dejó. Las estancias albergan sus pianos, manuscritos autógrafos y muebles modernistas.
La Plaza Arbat sirve de nexo entre el Viejo y el Nuevo Arbat, tan diferentes en todos los aspectos. La zona es muy popular entre los moscovitas como los visitantes. Entre los edificios a destacar es la Casa de la Amistad diseñado por Vladimir Mazirin en 1898, un magnífico ejemplo de eclecticismo.
Museo estatal Pushking
La Casa Pashov es una magnífica mansión en restauración, fue en su día una de las residencias privadas más hermosas de Moscú, con un emplazamiento privilegiado sobre una colina y vistas del Kremlin.
La Catedral Cristo Salvador se construyó para conmemorar la milagrosa liberación de Moscú de la Grande Armée napoleónica. Era el edificio más alto de Moscú con una cúpula dorada de 103 metros con una superficie de 9000 m2, daba cabida a 10.000 fieles. Aquí se puso la capilla ardiente de Boris Yeltsin tras su muerte en 2007. 
Una visita imprescindible es el Museo Estatal Pushkin de Bellas Artes fundado en 1898 alberga una espléndida colección de obras desde la antigüedad hasta comienzos del siglo XIX. En dos plantas: la planta baja alberga todas las obras de las civilizaciones antiguas así como arte bizantino y arte italiano, holandés y flamenco del siglo XIII al XVII. El arte español, italiano y francés de los XVII-XIX se hayan en la planta superior.
Barrio Tverskaya
En realidad es un barrio comercial, tiene como centro el camino real homónimo, que llevaba a San Petersburgo y era la ruta procesional que seguían los zares.
Tverskaya, hoy artería principal del comercio moscovita, sufrió grandes cambios en los años treinta durante la reconstrucción de Moscú decretada por Stalin. En las callejuelas del barrio, donde reina la tranquilidad han residido muchos artistas, escritores y pintores famosos y, pese a los esfuerzos de Stalin en sentido contrario.
El Hotel Metropol es un buen ejemplo de arquitectura modernista construido por William Walcot y Lev Kekúshev entre 1899 y 1905. Entre los paneles de cerámica que adornan el exterior destaca el que remata la fachada. El edificio luce también trabajados balcones de forja y un soberbio techo de cristal en el restaurante Metropol Zal.
La bonita Plaza del Teatro llamada así por los teatros que ocupan tres de sus flancos. En la actualidad preside la plaza el teatro Bolshói. En el lado este de la plaza, una mansión reformada alberga el teatro Mali muy vinculado al dramaturgo Alexandr Ostrovski. El Teatro Bolshói es la sede de una de las compañías de ballet más antiguas del mundo, y la más famosa.  
La Casa de los sindicatos es una mansión de estilo neoclásica verde y blanca construida en la primera mitad del siglo XVIII. Aquí en el año 1856, el zar Alejandro II planteó a una representación de nobles rusos la necesidad de emancipar a los siervos.
Tras la revolución, el edificio pasó a manos de los sindicatos, y de ahí su nombre.
Hotel Nacional es una combinación de arquitectura modernista y clásica. La fachada está decorada con ninfas esculpidas y delicada tracería de piedra, pero su remate es un mosaico de la era soviética donde aparecen chimeneas. Su huésped más famoso fue Lenin, que se alojó en la habitación 107 durante una semana, en marzo de 1918 antes de trasladarse al Kremlin.
Paseo por Tverskaya Ulitsa que fue la calle señorial del Moscú decimonónico, cuando era famosa por sus restaurantes, teatros, hoteles y tiendas de moda francesa. Mucho edificios fueron derribados para dejar sitio a enormes casas de pisos para los trabajadores soviéticos como las de los números 9-11. Hoy la calle soporta un denso tráfico que no le impide ser todavía uno de los lugares más frecuentados. Disfruta de la tienda de exquisiteces más famosa de la ciudad: Yeliseyevsky en el nº 14, una galería de alimentación lujosamente decorada con vidrieras, arañas de cristal, mostradores de piedra y grandes espejos.
Teatro Bolshói
El Teatro de Arte de Moscú fue fundado por un grupo jóvenes entusiastas encabezado por los directores Konstantin Stanislavski y Vladimir Nemírovich Danchenko. El teatro continuó en auge después de la Revolución, pero su repertorio se vio limitado por la censura. En la actualidad se montan obras de diverso signo sin que faltes les grandes piezas de Chéjov.
Bryusov Pereyulok es un arco de granito que señala la entrada de esta apacible callejuela. En el nº  17 vivieron actores del teatro arte de Moscú y en el nº 12 el director vanguardista Vsevolod Meyerhold que estrenó varias sátiras de Vladímir Mayakovski de 1928. También se encuentra la iglesia de la Resurección del siglo XVII con una sola cúpula, uno de los pocos templos abiertos durante la época soviética.
Visita a la Casa Museo Stanislavki una mansión del siglo XVIII que fue la residencia del gran director y actor Konstantín Stanislavski. El piso se convirtió en un salón teatro improvisado donde ensayaba con su Grupo Dramático de Opera. Los actores salían al escenario desde la contigua Sala Roja, que hacía de estudio de maquillaje y albergaba el mobiliario para los ensayos y las clases.
Paseo por Bolshaya Nikitskaya Ulitsa que en el pasado fue el camino real de Nóvgorod, debe su nombre al convento Nikitski. Aquí se encuentra la agencia de noticias ITAR-TASS, portavoz oficial del Partido Comunista en la era soviética y hoy principal agencias de noticias del país.
El Conservatorio de Moscú es la mayor de las escuelas de música rusas, fundada en 1866 por Nikolái Rubinstein hermano del pianista y compositor Antón Rubinstein. En el patio principal está la estatua con una batuta en la mano, pese a que Chaikovski detestaba la dirección orquestal.
La Antigua Universidad de Moscú fue fundada por Mijaíl Lomonosov en 1755, es la más antigua de Rusia. Es un notable ejemplo de arquitectura neoclásica. A sus puertas se levantan las estatuas de los escritores radicales Nikolái Ogarev y Alexandr Herzen.
En la bonita plaza Manezhnaya Ploschad está Manège construido en 1817 según los planos del general Agustín de Bethencourt, como escenario de desfiles. El techo de 45 metros de ancho, se sostenía sin columnas de apoyo, lo que dejaba un vano suficiente para que maniobrara un reglamento de infantería. Hoy, el Manège se destina principalmente a exposiciones.
En la zona se encuentran los Jardines de Alejandro I un bonito lugar para descansar y contemplar la gran muralla del Kremlin.
La Plaza Pushkin que preside con la estatua del poeta Alexandr Pushkin fue descubierta en 1880 en presencia de otros dos colosos de la literatura rusa: Fiódor Dostoievski e Iván Turguénev. 
La Plaza Roja y Kitai Górod
Katai Górod, es el barrio más antiguo de Moscú, comenzó a poblarse en el siglo XII con los comerciantes y artesanos que trabajaban para el zar. El comercio y la religión se dan la mano en esta antigua parte de la ciudad.
La Plaza Roja nació como plaza de mercado junto al Kremlin a finales del siglo XV. En el siglo XVI, varios boyardos entre los Románov, futuros soberanos de Rusia, levantaron sus mansiones en las cercanías, al tiempo que aumentó la presencia de comerciantes de Nóvgorod y países tan lejanos como Inglaterra.
La Ulitsa Varvarka el nombre de esta calle le viene de la primitiva Iglesia de Santa Bárbara (Varvara) para erigir una nueva iglesia de estilo neoclásico. Más adelante se halla la Iglesia de San Máximo Bendito, de una sola cúpula construida por comerciantes de Nóvgorod. Al final de la calle se encuentra la Iglesia de San Jorge, construida en 1657-1658 por comerciantes de Pskov, ciudad renombrada por sus arquitectos, y junto al río Moscova, aparece la Iglesia de la Concepción de Santa Ana del siglo XVI.
Otra de las calles interesantes es Ulitsa Ilinka que en el siglo XIX esta calle estrecha y majestuosa era el corazón comercial de Kitai Górod y sede de numerosos bancos y casas comerciales, las ornamentadas fachadas, pensadas para impresionar siguen siendo el mayor placer que aguarda a quienes pasen por ella. Aquí está la Iglesia de San Blas (nº 3) y el edificio de la Cámara de la Industria y Comercio de Rusia (nº 6). 
Gum
La Nikolsbaya Ulitsa se llama así por la torre de Nicolás del Kremlin que instalaron comerciantes y vendedores. Tras vivir un período gris durante el comunismo, hoy ha vuelto a subir de categoría gracias a las joyerías y tiendas de ropa de lujo recién inauguradas. En ella podemos destacar el Monasterio de Zaikompsasskii (nº7) fundado en el siglo XV o incluso antes, la Imprenta Sinodal (nº 15) con sus caprichosos capiteles góticos que data de 1810-1814  y el restaurante Slavyanskiy Bazaar (nº 17) entre sus primeros clientes figura Anton Chéjov.
La Catedral de Kazán una minúscula catedral es una copia de la que fue demolida en 1936 y que, consagrada en 1637, albergó el icono de la Virgen de Kazán, objeto de devoción por haber acompañado al príncipe Dimitri Pozarski durante su victoriosa campaña contra los invasores polacos.
La Puerta de la Resurrección una monumental puerta con dos torres gemelas rojas rematadas por chapiteles verdes piramidales, es copia exacta de la que desde 2680 se alzó en el mismo lugar y fue demolida en 1931. El interior de la puerta contiene la capilla de la Virgen Iveriana. Siempre que el zar venía a Moscú visitaba este santuario antes de entrar en el Kremlin.
La Plaza Roja que en un principio era un mercado llamado torg, pero los puestos de madera ardían con tanta frecuencia que el lugar pasó a denominarse popularmente plaza del fuego. El nombre actual data del siglo XV y proviene de la voz rusa krasnii, que en su origen quería decir “bell” pero después vino a significar “roja”.
La plaza mide unos 500 metros de longitud ha sido escenario de festejos y procesiones. Hay la plaza se destina a actos culturales diversos, conciertos, exhibiciones de fuegos artificiales y otras celebraciones. Aquí se encuentra el Museo Histórico que consta de más de cuatro millones de piezas centradas en el surgimiento y la expansión del Estado Ruso, el Mausoleo de Lenin una pirámide de cubos de granito rojo y labradorita negra y el GUM unas enormes galerías de estilo neorruso con arco reja de forja y galerías estucadas que resultan especialmente impresionantes cuando los rayos del sol atraviesan el techo de cristal.  
La Catedral de San Basilio encargada por Iván el Terrible para celebrar la toma de la fortaleza mongola de Kazán en 1552. El nombre por el que se la conoce popularmente viene del “santo loco” Basilio el Bienaventurado, cuyos restos yacen en el interior. La traza de la catedral que se inspira en la arquitectura tradicional rusa de madera es una profusión de hastiales de múltiples colores, cubiertos de atractivas cúpulas bulbosas. 
Kremlin
La ciudadela de los zares, cuartel general de la Unión Soviética y hoy residencia oficial del presidente ruso, el Kremlin ha simbolizado durante siglos el poder del Estado. La puerta vigilada es la Torre Borovitskaya, la entrada presidencial al Kremlin. Ante la llegada del Presidente o cualquier otra figura importante, se corta el tráfico en toda la ciudad para facilitar el trayecto y dejar paso libre a la comitiva con luces azules intermitentes.

La Torre de la Trinidad debe su nombre al monasterio trinitario de San Sergio que tuvo antaño una misión no muy lejos de aquí. La puerta servía de entrada a los patriarcas y a las esposas y los hijos de los zares.
Metro
El metro de Moscú es otra atracción turística y monumental en sus andenes y vestíbulos que son palacios en miniatura, con arañas de cristal, esculturas y mosaicos.
Metro parada Beloruskaya
Consta de 12 líneas que cubren toda la ciudad, a excepción de los barrios periféricos. Una de sus características que merece la pena destacar es la línea circular, que une las principales estaciones de ferrocarril. 

Estaciones visitadas: Kievskaya grandes y ostentosos mosaicos decoras las paredes de esta estación y SmolenskayaTeatralnaya diferentes culturas de la extinta Unión Soviética constituyen los temas decorativos de esta estación y Novokuznetskaya un frico con bajorrelieve recorre el vestíbulo central de esta estación en 1943. Plóshchad Revolyutsii el vestíbulo principal contiene estatuas de bronce que representan a los ciudadanos corrientes, Polyanka y IzmoylovskyBeloruskaya tiene un vestíbulo central con mosaicos de tema rural y un pavimento azulejado y Mayakovskaya  un busto del poeta Mayakovski preside esta estación, bautizada en su honor. Los huevos del techo contienen una serie de mosaicos que representan aviones y escenas deportivas.
Alrededores de la capital
Los barrios de la periferia moscovita esconden sin embargo varios lugares de interés a los que se puede llegar en metro.
Antes de entrar en los jardines del Park Gorki, en la orilla del Río Moscova se encuentra el llamativo monumento a Pedro El Grande una obra de 93 metros de altura realizada por Zurab Tsereteli. 
Monumento Pedro El Grande
El Park Gorki el más famoso de Moscú, honra la memoria del escritor Máximo Gorki, y ocupa 120 hectáreas a lo largo del río Moscova. Inaugurado en el año 1928 como parque de la cultura y el Descanso. Hoy el parque cuenta con atracciones, senderos, lagos donde remar, un teatro al aire libre con 10.000 localidades de aforo, y en los meses de invierno, una pista de patinaje sobre hielo.
Visita al Mercado Izmailovo un mercado que ha sido una de las sorpresas que Moscú tenía guardada.  Si vais con niños es ideal para pasar una tarde muy agradable.
Se encuentra en las afueras de Moscú, al nordeste de la ciudad. Para llegar al mercado tenéis que coger el metro y bajar en la parada de Partizanskaya. 

SEIS DIAS EN SAN PETERSBURGO
A los 10 años de su fundación, San Petersburgo se erigió como capital de Rusia, pronto se la consideró una de las ciudades más bellas de Europa. Durante el siglo XX cambió de nombre en tres ocasiones, vivió tres revoluciones y resistió un asedio de 900 días. Para tener sólo 300 años, su historia es abrumadora.
Es la más europea de las ciudades rusas y, paradójicamente, la que más genio ruso ha desfilado por el mundo. Hoy sigue siendo una urbe altiva, de afanes vanguardistas que parece ir a su aire, pero engancha.
Malecón del Palacio esta zona de la ciudad con sus muelles de granito, de más de 2 km. que van desde el edificio del Senado, hasta el palacio de Verano de Pedro El Grande con magníficos palacios aristocráticos y canales llenos de bellos puentes.

En la Plaza de San Isaac que está presidida por la majestuosa Catedral de San Isaac de Auguste de Montferrand, se creó durante el reinado de Nicolás I. Al lado la Plaza del Senado con el monumento a Nicolás I que también es proyecto de Montferrand se colocó en 1859 y retrata al zar vestido de uniforme encima de un pedestal decorado con esculturas alegóricas de sus hijas y esposa, que representan la fe, la sabiduría, la justicia y el poder. 


El Almirantazgo que fue prioridad de Pedro el Grande de crear una armada rusa que le garantizase el acceso al mar y el dominio sobre los suecos. El edificio es de estilo neoclásico con pórticos, columnas y pabellones. La aguja cobró más altura, se doró y se remató con la maqueta de una fragata, convertida en símbolo de la ciudad.
La Plaza del Senado ambos edificios están unidos por un arco triunfal sustentado por columnas corintias con un friso neoclásico y gran número de esculturas. En el centro la estatua de Pedro El Grande.
La Catedral de San Isaac, junto al monumento de Nicolás I que está en el centro y cruzando el puente Sinj de 100 m. de anchura donde existió un mercado de siervos hasta 1861, se encuentra el Palacio Mariinski.  Se incrustaron en la marisma miles de pilotes de madera para que sustentaran las 300.000 toneladas de peso y se transportaron hasta el lugar 48 columnas enormes. Desde la cúpula se ve un asombroso panorama de la ciudad con el Almirantazgo y el Ermitage.
El Hotel Angleterre de estilo modernista de siete pisos, es uno de los principales hoteles de San Petersburgo.
La Ulitsa Maláva Morskaya es para los lugareños un recuerdo al gran prosista Nikolai Gógol que vivió en el nº 17 entre 1833 y 1836, en el nº 13 murió en el ático el compositor Piotr Chaikovski al poco de componer la sinfonía Patética, en noviembre de 1893.
La Casa de Fabergé una famosa joyería de Gustav Fabergé de origen hugonete francés que se estableció en la Ulitsa Maláva Morskaya. Las obras que más fama les han dado han sido los huevos de Pascua, realizados para los zares.
El Café Literario también llamado café Wulf et Beranger por su anteriores dueños. Es famoso por su relación con el poeta más de de Rusia Alexandr Pushkin. Este café fue visitado por sus muchos escritores de San Petersburgo, entre otros Fiódor Dostoievski y Mijaíl Lérmontov.
Fuente en el Jardín de verano
La Plaza del Palacio sigue siendo centro de reuniones políticas y eventos culturales, como conciertos de rock. La espléndida plaza es obra del arquitecto Carlo Rossi. En el lado meridional está el magnífico edificio de la administración central que alberga al Estado Mayor del ejército ruso. Las dos alas curvas del edificio se unen en un espléndido arco triunfal doble que conduce a Ulitsa Bolshaya Morskaya. En el centro se levanta la columna de Alejandro.
La Calle de los Millonarios fue llamada así por los aristócratas y miembros de la familia imperial que vivieron en sus opulentas residencias. En el nº 26 vivía el gran duque Vladimir Alexándrovich, responsable de la matanza de los manifestantes pacíficos del Domingo Santo. La Casa Putiatin está en el nº 12 se protagonizó el final de la dinastía Románov y en el nº 10 residió el novelista Honoré de Balzac en 1843 cuando aún era novio de su futura esposa.
El Palacio de Mármol fue un regalo de Catalina la Grande a su amante Grigori Orlw, quien tuvo un papel importante en su ascenso al poder en 1762. Es un ejemplo de arquitectura neoclásica temprana.
El Jardín de Verano que lo mandó construir Pedro El Grande en 1704 este hermoso jardín formal, que fue de los primeros de la ciudad. Realizado por un experto francés, al estilo de los de Versalles, se formaron caminos con olmos y robles importados y se decoraron con fuentes, pabellones y unas 250 estatuas italianas de los siglos XVII y XVIII.
Itinerario por San Petersburgo: Petrográdskaya
La ciudad se fundó en la margen septentrional del río Neva, en 1703, momento culminante de la Gran Guerra del Norte. Se comenzó levantando una fortaleza de madera y Petrográdskaya, o el barrio de Petrogrado, se fue formando sobre la marisma a base de casas de madera. En la zona de la Plaza de la Trinidad, creció un barrio de mercaderes alrededor de una iglesia, ahora desaparecida. La población se cuadruplicó y la zona se convirtió en favorita de artistas y profesionales. El lugar más importante de la zona es la Fortaleza de Pedro y Pablo.
La Puerta de San Pedro  es la puerta principal de la fortaleza que presenta arcos superpuestos. La Puerta de Iván de estilo neorrenacentista, conduce hasta la de  San Pedro. Su estructura es barroca, con volutas sobre las puertas laterales y un frontón curvo.
La Casa de los Ingenieros fue construida entre 1748 y 1749, se organizan exposiciones sobre la vida cotidiana en San Petersburgo antes de la revolución.
La Catedral de San Pedro y San Pablo el autor de la magnífica iglesia Domenico Trezzini proyecto este edificio dentro de la fortaleza, en 1712. El campanario, que se terminó en primer lugar para comprobar los cimientos sirvió a Pedro de excelente atalaya para supervisar la construcción de su nueva ciudad. La aguja dorada del chapitel, coronada por una veleta con forma de ángel, fue el punto más alto de San Petersburgo hasta que se construyó una antena de televisión en la década de 1960. El interior de la iglesia decorado con arañas relucientes, columnas corintias en rosa y verde y amplias bóvedas, está muy lejos de las iglesias ortodoxas rusas tradicionales. A finales del siglo XIX, se incorporó al noreste de la catedral el mausoleo de los grandes duques, donde se entierra a los parientes de los zares.
La Casa del Comandante se utilizó como residencia del comandante de la plaza y de tribunal. A ella se traían a los prisioneros políticos, incluso a los rebeldes decembristas para interrogarles y sentenciarles.
La Puerta de  Neva un austero acceso a la fortaleza desde el río que recibió el nombre de la puerta de la muerte. Los prisioneros, que eran trasladados a la aún más infausta fortaleza Schülsselberg para recibir la pena capital o para ser “enterrados en vida” en trabajos forzados.
Celda en el Bastión Trubetskói
El Bastión Trubetskói el hijo de Pedro El Grande, el zarevich Alexis, fue el primer político detenido en esta sombría prisión. Durante los 100 años siguientes los prisioneros fueron encarcelados en la temida casa secreta. En la entreplanta hay una pequeña exposición con fotografías de la época, uniformes de la prisión y una maqueta del cuarto de guardia. En la planta superior se conservan 69 celdas de aislamiento que mantienen un aspecto original y en la planta inferior existen dos celdas de castigo sin calefacción ni iluminación.
El Parque Alexándrovski el carácter singular del parque, como centro de cultura y entretenimiento popular, se estableció en 1900 con la inauguración de la casa del Pueblo por Nicolás II. El plato fuerte era el magnífico Teatro de la Ópera (1911), donde a veces actuaba el legendario bajo Fióder Shaliapin.
Propect Kamennoóstrovski una atractiva avenida que se creó durante el rápido desarrollo de la construcción, a finales de la década de 1890. La primera casa, en los nº 1-3 es obra de una de las figuras más notables del estilo, Fiódor Lidval. La fachada con ventana de formas y medidas contrastadas, decoradas con balcones de hierro y tallas fantásticas. En el nº 5, vivió el conde Serguéi Witte, dirigente industrialista que negoció en 1905 el tratado de paz con Japón. Cerca se encuentra la única mezquita de la ciudad (1910-1914) con sus minaretes, las piezas de mayólica y las ásperas superficies de granitos están en perfecta consonancia con la arquitectura que le rodea. Se inspiró en el mausoleo de Tamerlán de Samarcanda (Ubezquistán) y en el nº 10 está el gran pórtico de los estudios cinematográficos de Leningrado.
Cabaña de Pedro El Grande esta cabaña de troncos de madera fue construida en 1703 para Pedro el Grande, por sus soldados carpinteros, en sólo tres días. Pedro vivió en ella durante seis años supervisando la construcción de una nueva ciudad. Catalina la Grande mandó construir una casa de ladrillo para proteger la cabaña.
Plaza de la Trinidad a principios de siglo XVIII se llamada isla de la Trinidad a todo el barrio de Petrográdskaya. El nombre provenía de la Iglesia de la Trinidad, construida en la década de 1710 y desmantelada en la de 1930, que se alzaba en la Plaza de la Trinidad. La plaza fue testigo de la masacre de 48 trabajadores a manos de las tropas gubernamentales. Desde la plaza arranca el Puente de la Trinidad, que cruza la zona más ancha del Neva. Es de estilo modernista de casi 600 metros.
Itinerario por San Petersburgo: Gostiny Dvor
El gran bazar Gostiny Dvor, fue el corazón comercial de san Petersburgo a principios del siglo XVIII y aún hoy está lleno de actividades. Pronto aparecieron numerosos comercios pequeños en Prospect Nevski y sus alrededores.
Hasta mediados del siglo XIX las tiendas de la zona se dedicaron casi exclusivamente al comercio de lujo, abasteciendo la demanda ilimitada de la familia real, y la aristocracia, de objetos domésticos de oro, plata, joyería y alta costura.
Sus nuevas sedes adoptaron estilos arquitectónicos diversos, especialmente el neoclásico. Hoy, con el regreso del capitalismo los clientes de Prospect Nevski  vuelven a pertenecer a la clase acomodada.
La Prospect Nevski es la calle más famosa de Rusia y también es la artería más importante de San Petersburgo. En la década de 1830 el novelista Nikolai Gógol declaró con gran orgullo “No hay nada más bella que la Avenida Nevski. Trazado en los primeros años de la ciudad, recibió el nombre de Avenida de la Gran Perspectiva. Tenía 4,5 km. y discurría entre el Almirantazgo y el Monasterio de Alexandr Nevski.
Pronto se construyeron palacios, tiendas y bazares, dedicados a la nobleza y tabernas para los mercaderes viajeros.
La Iglesia Armenia el constructor Yuri Velten realizó la bonita iglesia armenia de Santa Catalina, en blanca y azul, con un pórtico neoclásico y su única cúpula. Fue cerrada en 1930, pero el edificio ha sido ahora devuelto a la comunidad armenia y se puede asistir al culto.
Casa Singer
El término Gostiny Dvor estaba destinado a la taberna donde paraban las diligencias, pero como el comercio se fue desarrollando alrededor de estas tabernas y los comerciantes ponían sus puestos junto a ellas, pasó a significar “hileras de puestos”. Vallin de la Mothe creó la seria de soportales adornados con columnas y grandes pórticos. La longitud total de sus fachadas es de casi 1 km. En el siglo XIX esta galería comercial se puso de moda y trabajaban en ella más de 5.000 personas. 
Yeliseev en la Avenida Nevski está instalado este edificio de estilo modernista más notable de San Petersburgo realizado por Gavriil Baranovski entre 1901 a 1903. La decoración consiste en bronce, esculturas heroicas y grandes ventanales.
La Plaza Ostrovski fue diseñada por unos de los arquitectos más brillantes y prolíficos de Rusia, Carlo Rossi. La plaza es del siglo XIX, que lleva el nombre del ilustre dramaturgo Alexandr Ostrovski. Aquí se encuentra el Teatro Alexandriinski de estilo neoclásico, favorito de Rossi. El pórtico de seis columnas corintias, está coronado por un carro de Apolo esculpido por Stepán Pimenov. En el jardín se levanta el monumento a Catalina La Grande, el único que hay en San Petersburgo.
La Catedral de Nuestra Señora de Kazán es una de las iglesias más majestuosas de San Petersburgo. Se levantó por encargo de Pablo I y su construcción llevó más de una década (1801-1811). La iglesia está inspirada en la de San Pedro de Roma. Su columnata en hemiciclo de 111 metros encubre la orientación del edificio que corre en paralelo a la Prospect Nevski, y se ajusta a una normativa religiosa que requiere que el altar mayor se oriente al este.
Volviendo al barrio del Malecón del Palacio con la visita a la cúpula de la Catedral de San Isaac por la tarde-noche fue todo un lujo donde se divisa una asombrosa panorámica de la ciudad. La cúpula dorada está decorada con ángeles esculpidos por Josef Hermann. También tiene una paloma de plata de 1850 que simboliza el Espíritu Santo.
Itinerario de San Petersburgo: Isla Vasílievski
Columnas Rostrales
Fue deseo de Pedro El Grande que la Isla Vasílievski, la mayor del delta del Neva, fuese el corazón administrativo de su nueva capital. Sin embargo, por su difícil acceso, además del peligro de inundaciones y la mala navegación cuando había tormentas, se hubo de abandonar el proyecto. El punto culminante de la isla está en el extremo oriental, con un bello conjunto de edificios oficiales junto a la punta de la Strelka.  
Hoy la isla conserva un ambiente apacible con tres avenidas, museos y una atractiva arquitectura del siglo XIX.
Las Columnas Rostrales están situadas en la Strelka, ante la antigua Bolsa las dos impresionantes columnas rojizas fueron diseñadas en 1810 por Thomas de Thomon. Las columnas están decoradas con protuberantes proas de barco para conmemorar victorias navales. Las figuras monumentales de la base representan cuatro ríos rusos: Neva, Volga, Dnieper y Vojov. 
La delicada torre verde mar del faro de la Kunstkammer destaca en esta zona de la Isla Vasílievski. El edificio se construyó en 1714 y 1734 para exponer la famosa colección de la Kunstkammer de Pedro El Grande, que consistía en singulares seres humanos deformes o insólitos. Este fue el primer museo de Rusia, que disponía también de una biblioteca, un teatro anatómico y un observatorio. En la actualidad está instalado el Museo de Antropología y Etnografía, con los restos de la extraña colección de Pedro, que se expone en la rotonda central. La sala que rodea la colección hace mención a los distintos habitantes del mundo. 
El Puente Blagoveshchenski fue el primer puente que cruzó el Neva. En 1855 recibió el nombre de Puente de Nicolás, pero en 1918 pasó a llamarse puente del Teniente Schmidt. En la reconstrucción de 1936-1938 se incorporó una barandilla de Alexandr Bryullov, adornada con caballitos de mar y tridentes.
El paisaje que rodea San Petersburgo es el característico de la Rusia septentrional. En sus llanuras cubiertas de bosques y lagos hay muchos lugares de interés cultural, como los palacios imperiales.

Itinerario por San Petersburgo: Sennaya Plóshchad

De vuelta a San Petersburgo recorrí la zona occidental que es el universo de contrastes donde algunas de las residencias más opulentas de la ciudad se alzan cerca de lugares azotados por la pobreza. En los alrededores de Sennaya Plóshchad que ha cambiado poco desde que Dostoievski lo describió. Esta zona se extiende desde los Almacenes de Nueva Holanda hasta la Catedral de San Nicolás. La Plaza del Teatro es el corazón de la farándula desde mediados de siglo XVIII. Está presidida por el prestigioso teatro Maríinski y el convervatorio Rimski-Kórsakov.
El Teatro Maríinski denominado así en recuerdo a la zarina María Alexándrovna esposa de Alejandro II, es más famoso fuera de Rusia con su nombre durante la etapa soviética: Kirov. El edificio fue realizado en 1860 por el arquitecto Albert Kavo, que también construyó el teatro Bolshói de Moscú.
Teatro en el Palacio Yusúpov
La Catedral de San Nicolás un impresionante edificio de estilo barroco que se levantó entre 1753-1762. Es obra de Savva Chevakinski, uno de los grandes arquitectos rusos del siglo XVIII. Fundada por los marinos y empleados del Almirantazgo que vivían en esta zona, por lo que se la conoce por la iglesia de los Marinos. El campanario es de cuatro plantas, que se remata con una aguja. Siguiendo la tradición rusa, dentro hay dos iglesias: la inferior, para uso diario y la superior se utiliza para los domingos y para bodas.
El Palacio Yusúpov, con una fachada en amarillo y decorado con una columnata, que da al rio Moika y fue construido por Vallin de la Mothe. El palacio fue adquirido en 1830 por la aristocrática familia Yusúpov para instalar su colección de pintura. En el interior se destaca el exótico salón árabe, de mosaicos, con una fuente y arcos de herradura o un elegante teatro familiar al estilo rococó que cuenta con 180 asientos.
El Malecón Inglés los comerciantes ingleses se asentaron aquí en la década de 1730 y pronto fueron seguidos por los artesanos, arquitectos, pequeños fabricantes y posaderos. En 1800, se había convertido en una de las zonas más de moda de la ciudad.
La Plaza Sennaya Plóschad es una de las más antiguas de San Petersburgo. Su nombre significa “mercado de heno” por el mercado de ganado, forraje y leña que se abrió en ella en la década de 1730. El edificio más antiguo del centro de la plaza es el cuartel de policía, un inmueble neoclásico de una planta, con un pórtico de columnas, que data de 1818-1820.
Iglesia de la Sangre Derramada
Vuelvo a Gostiny Dvor para visitar la Iglesia de la Sangre Derramada. Desde la Prospect Nevski cogí el Kanala Griboyedova donde se disfruta de un bonito paseo que al fondo se aprecia la bonita Iglesia de la Sangre Derramada, también conocida como la Iglesia de la Resurrección de Nuestro Salvador. Este edificio se levantó en el lugar donde fue asesinado el zar Alejandro II en 1881. En 1888 su sucesor, Alejandro III, convocó un concurso para realizar un monumento en su recuerdo. En la decoración interior se usaron más de 20 minerales distintos para realizar el iconostasio, las hornacinas de los iconos, el baldaquino y los suelos.
En el exterior está decorado con paneles de mosaico en los que se describen escenas del Nuevo Testamento. Las cinco cúpulas forman una superficie de 1.000 metros cuadrados, se cubrieron de esmalte de joyería. Los acontecimientos más notables del reinado de Alejandro II están grabados con letras de oro sobre veinte placas de granito rojo oscuro precedente de Noruega.
No hay que olvidar de hacer una excursión por los canales de San Petersburgo. Los barcos salen del Puente Ánichkov, dan una vuelta por los ríos Neva, Fontanka y Moika, pasando junto a muchos de los lugares y puentes más emblemáticos de la ciudad. El recorrido dura aproximadamente dos horas, donde también se aprecia el patrimonio arquitectónico.
Los canales más importantes son el Canales Griboiédov, llamado el Canal de Catalina en honor a Catalina la Grande, se construyó para desviar la carga del Sennaya Plóshchad, el Canal del Invierno, el Canal de los Cisnes que fluye junto al Jardín de Verano. En estos canales los puentes decorados con animales, otros tienes sujeto los cables de dos parejas de grifos mitológicos de alas doradas. 
Detalle de un puente
Otra visita imprescindible es recorrer el Metro, el transporte más eficaz para recorrer el centro de la ciudad. Las impresionantes estaciones de metro son un atractivo turístico que no hay que olvidar de visitar. Stalin las consideraba “palacios para el pueblo”.
El metro cuenta actualmente con 63 estaciones que ofrecen estilos y ambientes variados: desde la iluminación tenue y el aspecto monumental de Ploshchad Muzhestva, y el aspecto moderno de Prospect Komendantskiy .

Las cinco líneas se dirigen desde la periferia hacia el centro donde se cruzan en alguna de las seis estaciones principales.
 

Alrededores de San Petersburgo
Peterhof es una expresión perfecta del triunfalismo. Proyectado por Jean-Baptise Le Blond, el Gran Palacio (1714-1721) fue remodelado durante el reinado de la zarina Isabel por Bartolomeo Rastrelli, que incorporó un piso más y agregó alas rematadas con pabellones. Peterhof corona un magnífico parque ajardinado con una zona al estilo inglés y otra al francés.
Gran Palace de Peterhof
Lo más recomendable es la Gran Cascada que se compone de una secuencia de 37 esculturas de bronce dorados, 64 fuentes y 142 juegos de agua que desciende desde las terrazas del Gran Palacio hasta el mar. La escalera principal de Rastrelli está decorada con cariátides y tallas doradas. El fresco del techo representa a Aurora y Genio persiguiendo la noche y las estancias oficiales con el salón del trono con la sencillez de la ornamentación de estuco, terciopelo rojo y el suelo de tarima componen un marco exquisito para los retratos de la familia imperial rusa.
Otra visita interesante es el Palacio Marly que es el pabellón de caza del rey de Francia que Pedro visitó durante su viaje al oeste de Francia en 1717, y se construyó para los invitados del zar. Se halla rodeado del jardín, orlado de esculturas, fuentes, un estanque y la cascada de la Colina Dorada.

Durante el recorrido puedes disfrutar de una gran colección de fuentes que está ubicadas principalmente en el parque inferior: la fuente de Adán que se refieren al paraíso que el zar recreó en Petergof o las fuentes romanas que se inspiran en las de la plaza San Pedro de Roma.

El elegante palacio de Tsárskoye Seló fue proyectado por Rastrelli en 1752 para la zarina Isabel, que le denominó palacio de Catalina, en recuerdo a su madre, Catalina I, anterior propietaria de esta finca.

Catalina, la  Grande durante su reinado encargó al escocés Charles Cameron la remodelación de los interiores barrocos, para adaptarlos a su gusto neoclásico. Están abiertas al público 35 salas oficiales así como el parque.
Palacio de Catalina
Durante la visita te recomiendo el Gran Salón con una luz que entra a raudales en el salón de Rastrelli e ilumina los espejos, las tallas doradas y el formidable fresco del techo de Giuseppe Valeriani El Triunfo de Rusia, la Salón de Ámbar (no se pueden realizar fotos) Federico Guillermo I de Prusia regaló a Pedro El Grande los paneles originales de ámbar realizados por Andresas Shlüter y el Comedor Verde el mesurado estilo neoclásico de Cameron contrasta con la riqueza barroca de Rastrelli. Los exquisitos bajorrelieves de estuco, esculpidos por Iván Martos, estás inspirados en los frescos descubiertos en Pompeya.
Termina la visita con un agradable paseo por los jardines geométricos frente a  setos, pabellones elegantes y estatuas clásicas. La avenida principal conduce al Ermitage un pabellón barrocos realizado por Rastrelli, donde Isabel solía llevar a cenar sus invitados. Muy cerca está el Museo del Carruaje.  

Recomendación
-
Teatro Alexandrinsky
Teatro Alexandrinsky es el más antiguo teatro nacional de Rusia. Su fecha de fundación es del 30 de agosto de 1756 y su estilo es neoclásico. Tiene una grandiosa fachada principal que mira a la plaza decorada con una honda logia con pórtico de seis columnas  corintias coronado por un carro del dios Apolo.


Ermitage (San Petersburgo)
- El Ermitage es una de los museos más grandes del mundo, ocupa un vasto conjunto de edificios. El más impresionante es el palacio de invierno al que Catalina la Grande incorporaría el más personal Pequeño Ermitage. Entre 1771 y 1787 mandó construir el Gran Ermitage para albergar su colección de arte. Dentro del museo encontramos más de 2.500 pinturas, 10.000 gemas talladas, 10.000 dibujos y una gran cantidad de objetos de plata y porcelana.
- Visita interesante al Kunstkammer en la Isla Vasílievsk que en la actualidad está instalado el Museo de Antropología y Etnografía. Aquí se exponen los restos de la extraña colección de Pedro, que se expone en la rotonda central. La sala que rodea la colección hace mención a los distintos habitantes del mundo. 

Guia
- Idiomas para viajar: ruso de la Editorial Anaya Touring

Entradas populares de este blog

Italia

DINAMARCA